24Siete / Podcast del lunes 23 de mayo.


Sala del Teatro Español fue nominada “Orlando Aldama”: Galería fotográfica y palabras alusivas

0

El Centro Cultural Teatro Español estuvo rebosante de público y de afectos en la noche del jueves 28 de abril, en el acto de nominación de la sala principal con el nombre del extinto dramaturgo duraznense Orlando Aldama, en una convocatoria que tuvo la presencia de familiares, autoridades departamentales, referentes de la cultura y artistas.


Se inició con el descubrimiento de la placa con el texto "Sala Orlando Aldama", que a expreso pedido del Intendente Carmelo Vidalín fue descubierta por familiares. En el escenario se difundió un video estableciendo un perfil de Aldama; palabras del jefe comunal, entrega de recuerdos de la ceremonia a familiares del homenajeado y la exhibición de la película "Cuando los Duendes Cazan Perdices", de Orlando Aldama, interpretada por Malvina Pastorino y Luis Sandrini (actor y director).

Las palabras del jefe comunal duraznense marcaron su visión respecto al reconocimiento a lo nuestro, al tiempo que cuestionaron la agilidad para criticar que se da en estos tiempos. "Los duraznenses a lo largo de los años y más en estos tiempos, lamentablemente estamos ágiles para criticar, para señalar errores, defectos, para reconocer profetas de otras tierras; quizás como decía el profeta Daniel, siendo redundante, aquellos ídolos que se derriten porque tienen pie de barro. Quizás puedan tener una cabeza de oro, un cuerpo de acero, de bronce o de hierro, pero si los pies son de barro, la más mínima de las tempestades, inclemencias, dolores o situaciones incomodas por las que atraviesen, los van a derribar".

En la misma línea Vidalín expresó: "los duraznenses quizás siguiendo la mentalidad del pueblo uruguayo, que como definía alguien que estaba con el gran Orlando en una de las fotos, que fue nuestro poeta popular, el querido Manuel Demetrio Souza, en su libro "Diario de un Hombre Gris", generalmente vemos las cosas de color gris oscuro y no nos ponemos lentes de colores para poder apreciar y admirar las cosas hermosas que tenemos en este nuestro Durazno -y subrayó- tener el tiempo suficiente para nombrar entre ustedes mismos, los hoy presentes, cuantos ídolos, cuantos espejos en nuestra sociedad hay hoy en esta sala, que pasan totalmente desapercibidos durante el transcurrir de la vida y sin embargo son personas que nos han regalado cosas importantes en lo que es la historia, en lo que es la tradición y el sentir de nuestra sociedad".

Finalmente, el intendente de Durazno valoró esa forma de ser de Aldama, eterno amigo de la vida: "no acumular riquezas materiales, significa descubrir cosas sencillas y ser un amante; un amante en el caso de Aldama de la escritura, de la poesía, de la novela, del cine, del río, pero fundamentalmente de sus amigos, también fue amante de la política y todo lo que sembró en la vida, esas semillas que fue dejando a lo largo del camino, dieron esta fertilidad que hoy nosotros estamos disfrutando en esta hermosa sala".

"Por eso a cada uno de ustedes, los exhorto, como un ciudadano común, que hoy me toca estar circunstancialmente al frente del barco, esta noche, mañana o en algún momento, seamos capaces todos de realizar una retrospección, volvernos hacia nosotros mismos, encontrarnos primero nosotros mismos, aprender a querernos nosotros mismos, porque si no nos queremos nosotros mismos, somos incapaces de querer a los demás; primero querernos nosotros mismos, sin soberbias, pero querernos nosotros mismos, para querer a los demás. Y luego de esa introspección, reconocer al vecino de la esquina, al que nos cruzamos en el supermercado, en la carnicería, en el Teatro Español, en el estadio, como ese foco de luz que nos ilumina".

"No necesitamos profetas de tierra ajena, porque los auténticos y verdaderos profetas los tenemos a lo largo de la historia y en el presente, en este nuestro querido Durazno. Y Orlando lo fue y por eso hoy lo homenajeamos con tanto gusto. Gracias a todos por acompañarnos", expresó finalmente Vidalín.

Recuerdo y ambientación 

La ceremonia estuvo acompañada de una muestra de fotografías, retratos, cuadros y documentos alusivos a Orlando Aldama, su vida y obra, así como la entrega de un folleto en colores repasando lo medular de su extensa trayectoria. 

La ambientación del Hall principal contó con una mesa y cuatro sillas del Sorocabana, lugar que décadas atrás fuera tantas veces testigo de sus trabajos, de su amor por Durazno y de sus interminables tertulias con amigos. 

La figura de Charles Chaplin a cargo del artista Sergio Jhonny Rodríguez representó la época, la nostalgia y el perenne recuerdo al preclaro hijo de Durazno. 

Fotos: gentileza Intendencia de Durazno

Entradas que pueden interesarte

Sin comentarios